Incluso el consumo moderado de alcohol aumenta el riesgo de cáncer

Una sola unidad de alcohol al día incrementa el riesgo de padecer un cáncer de esófago. Y, si se toman dos, aumentan hasta un 21 % las posibilidades de desarrollar un tumor colorrectal, además de elevar las opciones de sufrir otros cánceres digestivos, desde el hígado, la faringe, el esófago, la laringe o la mama.